Uno de los restos encontrados en Gavà

Los elementos encontrados podrían formar parte de un lugar dedicado al transporte del vino de entre los siglos I y III Los restos romanos se han encontrado en Gavà a raíz de unas obras que debían hacer constructores de la empresa Tubal el número 35 de la calle Rectoría.

Al ver que aparecían ciertos materiales, los trabajadores requirieron los servicios de un grupo de arqueólogos dado que se trata de una zona patrimonialmente protegida. Durante las excavaciones se han encontrado restos de época romana correspondientes a la villa ya documentada y que se extiende por todo el subsuelo, entorno la iglesia San Pedro.

En concreto tejas, cerámicas y la cabeza de arcilla de una figura perfectamente conservada que se podría corresponder con la imagen de alguna diosa de unos 30 centímetros de tamaño. Según el arqueólogo responsable de los trabajos, Juan García, “era muy probable que encontráramos material por tratarse de la zona que es. Así, se hizo una primera fase con máquinas excavadoras para delimitar espacios y profundidades donde podían haber restos y una vez confirmado este extremo se hicieron las excavaciones que, de momento se alargarán hasta el próximo lunes”. García precisó que “se han encontrado dos zonas diferenciadas. Una última, con hallazgos de pavimentos de época romana, y otra más junto a la calle con la presencia de diferentes muros de etapas diferentes”.

Los arqueólogos de la empresa ArqueoVitis SCCL, Kamen Sablev y Miquel Tarongi, precisan que “el muro más largo, hecho de material de cemento muy impermeable podría corresponderse con un lagar de vino, mientras que los muros restantes serían de años anteriores y habrá que investigar su funcionalidad”. Ahora hay que terminar de estudiar el material encontrado y concretar la cronología aunque parece que data de entre los siglos I y III después de Cristo y podría formar parte de un espacio dedicado al transporte y exportación de vino.

Vía: El Periódico